Lenguaje de viajando conmigo

Siempre me ha gustado el lenguaje de la palabra escrita, de las imágenes que rondan el mundo en silencio, del amor que se expresa con dulzura, de los pinceles que difuminan colores a través de las almas, de las sensaciones de los olores cuando se cierran los ojos, del roce de la persona amada… Viajando conmigo es una bitácora por el mundo de mis sensaciones… me acompañas?

Solo puedo decir que cada nuevo destino con billete de vuelta, me enseña un pedazo de mi que desconocía.


Hasta donde llegan los números

Recuerdo que cuando estaba en el colegio me gustaban las matemáticas, no me costaba nada levantarme frente a una pizarra, tiza en mano y un público a mis espaldas… me divertía sintiendo que tenía el control de la lógica de los números.
Cuando llegué a la universidad entre logaritmos, algoritmos, teorema de Pitágoras y demás, mi punto de vista en las matemáticas empezó a cambiar, ya no tenia el control!!!...
Aunque en mi carrera recuerdo haber visto 5 matemáticas, todas aprobadas, no puedo alardear de haber sido la mejor… a duras penas lograba pasar el límite medio de la máxima puntuación.
Durante mi ejercicio profesional me he encontrado siempre con los números, metros cuadrados, metros lineales, metros cúbicos, kg, toneladas, porcentajes… reconozco que en ocasiones los números me agobian, me sorprenden, me alertan!!! Pero nunca pensé que los números me generaran risa y hasta llegara a amarlos…
Cuando emprendimos la aventura de vivir juntos, un día cenando junto a él, nos planteábamos el desconocimiento del día que nos vimos por primera vez, haciendo marcha atrás con un calendario en mano y recordando que nos conocimos el primer domingo de marzo del 2005, concluimos que nos conocimos el 06/03/05… entre bromas y risas pensamos que, como nunca habíamos celebrado una fecha especifica de novios, pareja o amigos, nos planteamos a manera de broma y para ser excéntricos celebrar el día 700 de habernos conocido… quien hace una locura así? Quien se plantea esas cosas??
Al día siguiente, al abrir mi mail, me encuentro con un correo suyo, adjuntando un cuadro excel y una notita que decía:
Hoy tenemos 558 días desde que nos vimos por primera vez.
Cuando abrí el Excel me encontré con un listado de fechas y en la posición numero 700 decía:
Cena con mi amor!.
Ese día entre compromisos y miles historias en el trabajo, no pude evitar sonreir de ilusión y alegría de que los números se pudieran ver de aquella manera.
Hoy no recuerdo si el día 700 desde que nos conocimos realmente hicimos algo “especial”, pero si tengo por seguro que cenamos juntos y no dudo de que ambos lo disfrutáramos.

8 comentarios:

carlota dijo...

Merece la pena esperarte, Nany...precioso post. Mi queridísimo y yo siempre celebramos el 9 de noviembre, como la fecha en que nos dimos el primer beso :), aunque la exacta que nos conocimos...pues no sabemos...poco antes. Besos.

La Marsupial dijo...

Que lindo su gesto... enviarte algo asi... Uau!

Nat dijo...

Precioso detalle. Yo estaría babeando delante del ordenador leyendo ese e-mail, jeje. Nosotros celebramos el 15 de mayo, día en el que se me declaró y día en el que, 15 años más tarde, nos casamos. ¡Nos hizo gracia hacer coincidir las fechas!

Adolfo dijo...

Que bonito escribes, tus letras dibujan tu corazón, esos trazos perfilan nobleza con tinta de nostalgia, un abrazo Fito

Nany dijo...

Carlota: uhm! Bueno yo no recuerdo el primer beso, pero si cojo un calendario seguro acertaría… jijijiji
Marsupial: si, hermoso a veces creo que podía escribir sus miles virtudes para conmigo… pero os aburriría… jijijiji
Nat: cariño mio… donde te metes? Como esta el inquilino
Adolfo: gracias por tus palabras.

Miguelo dijo...

que bonito...

un beso

Anónimo dijo...

Muy buen articulo, estoy casi 100% de acuerdo contigo :)

Anónimo dijo...

Y quien te pregunto? Nat

Blogging tips